Escoger una pareja a largo plazo,  es una de las cosas más importantes de nuestra vida.

Yo creo que realmente define cómo va a ser nuestra cualidad de vida.

Necesitas preguntarte si tu pareja va a ser:

¿Tu fuente principal de preocupación y angustia? o ¿Fuente de tranquilidad y un oasis en medio de las preocupaciones?

¿El origen de conflictos y sufrimiento?   o ¿El origen de interacciones sanas y charlas en donde te sientes aceptado y querido?

Una relación puede ser la mayor bendición de tu vida pero también puede ser un lugar de dependencia, inseguridad y sufrimiento. No solo para ti, si no para la familia futura, los pequeños que seguramente se verán afectados.

Entonces, ¿cómo sabemos si estamos escogiendo a la pareja correcta para nosotros?

En este post te haré varias preguntas para que averigües, no a quien necesitas ATRAER, si no para que sepas a quien EVITAR. Si sabes a quienes evitar, podrás tener todo el chance de formar la mejor relación que puedas.

Comparemos esto con la comida. Si nos preguntáramos ¿cómo puedo comer sano? podríamos explorar las propiedades  de las frutas, verduras, cereales y hacer una lista de cuáles comer, pero si sólo evitamos de nuestra dieta el azúcar refinado, las frituras, las gaseosas y la harina procesada… ¡ya la hicimos!. Podemos comer cualquier cosa  🙂

Te voy a dar tres conjuntos de afirmaciones y tú me dices con cuál conjunto te identificas más, si con el conjunto A, el B o el C.

Afirmaciones “A” 

-Tiendes a ser muy romántico/a, detallista y esperas lo mismo de tu ser querido.

-Te gustan las conversaciones profundas e íntimas.

-Eres una persona sensible y te es fácil hablar sobre emociones y sentimientos.

-Te encuentras con que necesitas mucha re afirmación de tu pareja: cariño, atención, cercanía y si no lo obtienes sueles reaccionar con intranquilidad, nerviosismo o angustia.

-En ocasiones tienes pensamientos repetitivos y molestos acerca de si tu pareja te podría estar engañando, o si planea dejarte, o si ya no le gustas.

-A veces tiendes a sentirte bastante inseguro/a en las relaciones aunque no lo sea así en otras áreas de tu vida.

-Puedes llegar con frecuencia a  tener celos o  volverte controlador/a o posesivo/a.

Afirmaciones “B” 

– Tienes como valores principales la independencia, autosuficiencia y autonomía.

-A veces te cuesta expresar tus emociones y sentimientos.

-Te agobia y ahoga cuando una persona se muestra demasiado “necesitada” o “dependiente”.

-No sabes por qué, pero te desilusionan rápido las relaciones y de repente encuentras numerosos defectos en las parejas actuales.

-Prefieres no compartir tus sentimientos más íntimos con tu pareja.

-A menudo tu ser querido te pide que te muestres más cariñoso de lo que te gustaría.

Afirmaciones “C” 

-Te es fácil mostrar cariño a tu pareja.

-Te sientes cómodo con la idea de depender de tu pareja emocionalmente.

-Normalmente te sientes satisfecho en tus relaciones.

-No sueles tener celos ni inseguridad con tu ser querido, normalmente eres confiado y no dudas de ti.

-No tienes dificultades para hablar sobre la relación ni sobre tus sentimientos.

-Aunque no te gusten las discusiones, éstas no te desbalancean ni te ponen demasiado nervioso/a.

-Estás abierto al compromiso y a una mayor intimidad.

Lee las descripciones de los 3 grupos las veces que sean necesarias. Es cierto que todos tenemos un poquito de todo, pero escoge la que más se parece a ti, en el contexto de las relaciones amorosas.

¿LISTO/A?

  1. Si te identificaste más con las afirmaciones “A” puede que tengas una forma de amar Ansiosa. A grandes rasgos quiere decir que: buscas compromiso e intimidad, necesitas una constante reafirmación, atención y cariño de parte de tu pareja,  tiendes a obsesionarte con tus relaciones y a veces dudas de la capacidad de tu pareja para corresponder a tu amor.
  2. Si te identificaste más con las afirmaciones “B” puede que tengas una forma de amar Evasiva. A grandes rasgos quiere decir que:  Eres un “espíritu libre”, te gusta ser autónomo y a veces piensas que la intimidad es una pérdida de independencia, por lo tanto  evitas hasta cierto punto  el acercamiento físico o emocional. Te cuesta expresar tus emociones y “sintonizarte” con las emociones de los demás.
  3. Si te identificaste más con las afirmaciones “C” puede que tengas una forma de amar Segura. A grandes rasgos quiere decir que:  Te sientes a gusto en situaciones de intimidad, no tienes problema con depender de los demás o que otros dependan de ti. Sueles ser cálido/a y cariñoso/a. Confías en tu pareja y tiendes a ser estable emocionalmente.

Seguramente a estas alturas ya habrás descifrado el código de a quienes evitar cuando estas al  inicio de una relación.

A = Ansiosa.   B = Evasiva.    C = Segura. 

Esta es la fórmula.

Si eres A (Ansioso) => No inicies nada con B, Acepta A, Busca C.

Si eres B (Evasivo) => No inicies nada con A, Busca C. (Normalmente no te atraerá un B).

Si eres C (Seguro) => Acepta A o B, Busca a otro C.

Aunque este es un test informal, está basado en la teoría científica del apego de los adultos. Esta teoría dice que todos tenemos una “forma de amar” o estilo de apego, y que hay formas de amar que tienden a chocar y producir más conflictos que otras.

Una persona Evasiva y una persona Ansiosa pueden sentirse muy atraídas, pero tienen un conflicto profundo: ambos tienen necesidades distintas de intimidad. Mientras que el individuo ansioso busca estar cerca física y emocionalmente con su ser querido, el individuo evasivo se ve en la necesidad de poner muros y distancias al acercamiento físico y emocional. Y de este hecho nacen los problemas pequeños y grandes de estas relaciones trampas ansiosa-evasiva.

Problemas comunes que surgen en una trampa ansiosa-evasiva:

La persona ansiosa desea hablar todos los días, verse frecuentemente, pero el evasivo necesita su espacio para estar con amigos/as o proyectos personales.

La persona ansiosa necesita cariño frecuente, palabras amorosas, contacto físico mientras que el evasivo puede ser muy inconstante, un día declara su amor y es cariñoso, pero al otro día parece frío/a o alejado/a.

El evasivo se resistirá al “nombrar” la relación, será ambiguo en cuanto al nivel de compromiso de ambos, mientras que el ansioso se sentirá intranquilo hasta que no reciba del evasivo una prueba de que está comprometido en la relación.

Si la persona ansiosa piensa que  su pareja está alejada o no disponible, o peor aún, hay alguna amenaza a la relación, podrá actuar de forma muy persistente en cuanto a llamadas, mensajes, contactos no deseados, incluso control o manipulación. Esto hará que el individuo evasivo se aleje aún más y se asuste de el nivel de control o posesividad.

Un ansioso podrá tener celos de manera frecuente mientras que un evasivo tenderá a provocar celos hablando con sus ex parejas o seduciendo a otras personas.

Una persona ansiosa tenderá a dudar de sí misma y a sentirse insegura dentro de la relación, por ejemplo, no se siente lo suficiente atractivo/a, inteligente, interesante, etc. mientras que un evasivo no se cuestionará sus atributos, es más, le costará re afirmar a su pareja sus cualidades, tendrá problemas para proveer seguridad emocional y aceptación, ya que él o ella misma no está en contacto con sus propias emociones.

Si al leer esto te identificas con estos problemas comunes, puede ser que  ya hayas experimentado este tipo de relación. Por lo tanto, tendrás experiencia hacia quienes evitar.

No estoy diciendo que es imposible tener una relación tipo ansioso-evasivo. Existen diferentes niveles de esta forma de amar, mientras más “concentrada” sea, más conflictos podrán existir, pero siempre se podrá recurrir a la aceptación, humor y pequeños acuerdos.

Mi mensaje principal es: si estás empezando a salir con alguien o buscando una pareja, podrás beneficiarte muchísimo de la teoría del apego para saber a quienes evitar y así asegurarte mayor satisfacción y estabilidad. Averigua cuál es tu forma de amar y escoge a alguien compatible con ésta. 🙂

¿Quieres obtener mi apoyo personalizado? Ingresa a esta página para obtener acceso a mi agenda y PROGRAMA tu cita online.  Trabajo con personas de todo el mundo vía Skype y con individuos y parejas de forma presencial en Guatemala.
Recursos gratuitos para ser mas seguro en el amor

Baja la GUIA GRATUITA PDF de  Seguro en el Amor haciendo clic aquí. Especialmente para aquellas personas que se sienten inseguras, ansiosas, celosas, preocupadas en sus relaciones y no saben qué hacer para encontrar la seguridad y la paz desde adentro hacia afuera.

¿Cómo escoger una pareja?
¿Te gustó? Comparte el contenido en:Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

3 pensamientos en “¿Cómo escoger una pareja?

  • Enero 22, 2017 a las 6:00 pm
    Enlace permanente

    Yo dure mas de 3 años con una persona.evasiva que jamas.se comprometio en la relacion, yo soy una persona ansiosa y siempre esperaba una señal de su compromiso hacia mi. La relacion no pudo mas, ya que yo ya no pude vivir en la incertidumbre y el jamaz hablaba de algo a futuro. Ahora entiendo. No somos compatibles.

    Responder
    • Enero 23, 2017 a las 12:49 pm
      Enlace permanente

      Hola Carmen. Si, probablemente eso influyó en su relación. Lo bueno de esta teoría es que nos da entendimiento y con ello paz. Un abrazo desde Guatemala!

      Responder
  • Abril 1, 2018 a las 9:12 am
    Enlace permanente

    Natalia buen día. Te contacto porque empece a salir con una mujer en proceso de divorcio con una niña pequeña de 3 años y que no es de mi país. Desafortunadamente al tener poco tiempo en mi pais se han enfermado constantemente ella y su niña. Y el detalle es que hemos salido solo una vez y por su enfermedad o por su escuela, hemos cancelado las siguientes salidas. Digo hemos porque al verla presionada con su escuela porque su hija se enfermo y no pudo avanzar en la semana. Decidí que era mejor idea no verla pero asi han pasado tres fines donde no nos vemos. Le he externado que a veces pareciera que no me quiere ya ver a lo que ha contestado que ha sido complicado por la época que esta viviendo (enfermedad, estudio, proceso de divorcio) pero que eso no significa que no quiera verme. Estoy consiente de que no quiero presionarla pero tambien quiero verla y no se como llevar la situación si dejando que de ella salga quedar para salir o preguntandole cerca del fin. La otra situación que luego complica las cosas es que su cel no funciona bien y no recibe llamadas y como tiene plan esta esperando cambiarlo este 17 de abril pero eso condiciona que a veces no tenga noticias de ella y como me interesa a veces esto suele desesperarme, como puedo llevar la situación de buena manera porque noto interes de su parte pero como no tiene familiares a veces se siente sola y aunque trato de estar al pendiente siento que a veces se distancia un poco. Porque se deprime.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *