Las personas sufrimos constantemente debido a la inhabilidad para desarrollar y mantener relaciones interpersonales gratificantes.

Las relaciones interpersonales, en especial las de nuestros seres queridos más cercanos, son las que suelen darnos un sentido de vida. Se transforman en el  instrumento principal por el cual recibimos y damos amor.

Si la relación con nosotros mismos está basada en creencias que nos llevan a patrones destructivos y convivimos con un diálogo interior crítico, posiblemente experimentaremos algunos obstáculos para relacionarnos con los demás.

Por otro lado, recuerda que cada persona arrastra consigo heridas, cicatrices, cargas y también sueños, expectativas, necesidades. Se necesita un trabajo activo y habilidades específicas para armonizar el mundo interior de cada pareja

Navega a través de esta web para aprender crear las relaciones que te mereces, verás que el blog está dividido en “relación contigo mismo” y “relación con los demás“.